Dale like a los snacks saludables. Son fáciles de hacer y te van a encantar

“Siempre es mejor casero”, dice @mamasanablog que se destaca en Instagram brindando ideas de comida saludable para nuestros hijos. Asegura que todo es cuestión de generar hábitos y qué mejor que dando el ejemplo.

Recorrimos los perfiles de Instagram de mamás y papás cocineros que nos dan las mejores ideas para ofrecer opciones diferentes para degustar en familia. Una selección para coleccionar.


Mini Muffins Integrales de banana y chocolate por @mamasanablog

Pisar 3 bananas maduras, mezclar con ½ taza de azúcar mascabo o integral, 2 cucharadas de aceite de coco, 2 huevos y 1 cucharadita de extracto de vainilla. Mezclando bien, agregás ½ taza de harina integral,  ½ taza de avena extrafina y una cucharada de polvo de hornear porque la harina integral y la avena no son leudantes. Ponés en mini moldes o en una budinera, como más te guste. ¡Decorá con los chips y listo! Al horno por 25 minutos aproximadamente.


Barritas de cereal por @socorrococina

Precalentá el horno a 180 grados. Para 14 barritas, en una bandeja de horno vas a poner 230 g de avena y 100 g de almendras cortadas . Lo llevás al horno por 5 minutos , pasado el tiempo lo revolvés un poco y lo volvés a llevar al horno por 5 minutos más . Forrás un molde con papel aluminio y lo rocías con aceite en aerosol .

En una cacerolita vas a poner 60 g de manteca, 110 g de miel, 50 g de azúcar negra, una pizca de sal y esencia de vainilla . Lo dejás hasta que se derrita la manteca y se disuelva el azúcar .

Ponés la avena y las almendras tostadas , le agregás la mezcla de manteca y revolvés bien hasta integrar . Dejás enfriar unos 5  o 10 minutos y luego le agregás 70 g de chips de chocolate y 60 g de pasas de uva . Volvés a mezclar todo y lo volcás en el molde forrado . Aplastalo bien como por 1 minuto y lo llevás a la heladera por 2 horas . ¡Luego lo cortas como quieras y listo!



Helados caseros por @papacocina

Se puede hacer helado a base de agua, de leche, de crema inglesa, de pulpa de fruta, pueden usar estabilizantes, pectina, endulzantes...

Dos sabores con una misma base: yogurt.  Para el de frutilla usá unas 10 frutillas congeladas y 1 pote de yogurt natural (200 g). Así, todo junto, lo procesás con el mixer (le tenés que dar tipo mortero, con golpecitos, o bien en licuadora si tenés) y lo ponés en moldecitos. Si la frutilla ya estaba congelada, en menos de 1 hora está perfecto para comer. Para sabor durazno: usás 1 durazno grande, 1 pote de yogurt, procesás y a moldecitos. Azúcar a gusto. También podés endulzar con dátiles procesados, con almíbar o stevia. Y también combinar frutas y dejar pedacitos sin procesar.


Invitá a tus hijos a cocinar con vos. Es una experiencia que pone en juego muchas habilidades: planificar, ordenar, seguir un proceso y concretar un objetivo. Sin dudas van a disfrutar tanto de hacer como de comer.